jueves, 10 de mayo de 2007

¿¿Allá tú??


Sé que es una tonteria pero no puedo evitar pensar cada vez que veo este programa, qué es lo que consideramos por hacer la gracia. El típico ejemplo es un concursante con una cajita que tiene que abrir, pone cara de dramón en plan "todo está perdido, lo siento mogollón", el concursante de la mesa se va compungiendo por momentos... pero de repente, saca una tarjetita amarilla en plan "ja ja ja, qué gracioso soy", el concursante de la mesa se pone súper contento y siguen jugando... pero qué pasaría si alguien decidiera hacerlo al revés, poner carita de buen rollo, de victoria y luego sacar los seiscientos mil, ¿tendría la misma gracia? seguramente no, me gustaría saber dónde está el saber el libro en el que encontrar qué gracias estan socialmente permitidas y cuáles no.

4 comentarios:

Leo dijo...

Los jóvenes gays y lesbianas se sienten ignorados y desamparados

Los adolescentes GLBT se encuentran aíslados y desamparados en su entorno y en la sociedad de hoy

VIRGINIA dijo...

Supongo que es bastante relativo, no creo que la condición sexual de cada uno sea un motivo de discriminación social en la actualidad.

Mazinger dijo...

Hombre, esta bromita está socialmente permitida, pero desde luego me toca vivirla a mi y cojo las de Villadiego y le estampo la dichosa cajita al personaje en cuestión en toda la cabeza... Cualquier broma puede ser o no pesada o "admitida" en función de quién la haga y quién la reciba. Para gustos están los colores.

Sophia dijo...

Bueno, yo creo que en este caso, la bromita se debe a que si no, no hay audiencia, todos tenemos ese morbillo de ver al concursante sudando, y estamos en vilo a ver si es verdad que se hace rico o se lleva la cortina de ducha a su casa.